Miércoles 30 de Septiembre de 2020

  • 26.5º
  • Soleado

26.5°

EL Clima en Saladillo

FúTBOL

5 de agosto de 2020

River se prepara para retomar los entrenamientos con algunos "soldados" menos

El Millonario comenzará las prácticas con el plantel distribuido en grupos en canchas y horarios diferentes al menos durante dos semanas, luego de las cuales si no surgen inconvenientes se podrá comenzar a practica con todo el grupo.

 

River Plate se apresta para regresar el lunes a los entrenamientos luego de un receso obligado de casi cinco meses, motivado por la pandemia de coronavirus, con la certeza de que no contará durante los primeros días de trabajo con el cordobés Matías Suárez, el colombiano Juan Fernando Quintero y el paraguayo Robert Rojas, quienes deberán asumir sus respectivas cuarentenas en una complicación inicial para el entrenador Marcelo Gallardo.

En ese sentido, el "Muñeco" Gallardo era consciente de que no contaría con "Juanfer" Quintero, arribado en un charter privado desde Colombia, ni con Rojas, que debió trasladarse desde Asunción a Buenos Aires en su vehículo particular porque no consiguió incluirse en algún vuelo de repatriación en tiempo y forma, eso los obligará a permanecer en cuarentena y se acoplarán al plantel cuatro días después del resto siempre y cuando no reciban una autorización especial debido a que se someterán a test dos veces en las próximas 72 horas.

La nuevo para el "Muñeco" es la baja de Suárez, quien deberá permanecer en cuarentena al menos hasta el martes próximo en su domicilio en el barrio privado Cañuelas Golf de la ciudad de Córdoba, luego de que esta mañana el Centro de Operaciones de Emergencias (COE) dispuso un cordón sanitario en el lugar por conocerse un brote de 21 casos positivos de coronavirus.

De esta manera, el ex Belgrano no podrá integrarse el lunes a la primera práctica de River y se sumó a las bajas de Quintero y Rojas, en un panorama inicial poco alentador para Gallardo.

En cuanto al resto de los extranjeros, el chileno Paulo Díaz, el uruguayo Nicolás de la Cruz y los colombianos Jorge Carrascal y Rafael Borré, llegaron con el tiempo exacto para que el fin de semana que viene antes de entrenar hayan cumplido los 14 días de aislamiento social obligatorio que se impone para los que regresan desde el exterior.

En cuanto al resto del plantel "Millonario", en las próximas horas esperan instrucciones precisas desde la AFA en cuanto a los protocolos sanitarios acordados con el Gobierno para que puedan regresar a entrenarse, aunque ya existen algunas precisiones sobre el tema.

En principio, River efectuará los test a sus jugadores en el Centro Rossi, el laboratorio ubicado en el barrio porteño de Belgrano, y también en una Clínica de San Isidro donde habrá dispositivos especiales de ingresos con autos particulares, hisopados y salidas de esos lugares sin contacto con otras personas, únicamente con el personal de salud encargado de cada análisis.

La idea es que como 72 horas antes del lunes deben estar todos analizados es que el proceso se realice entre mañana y pasado, y luego en el predio de River en Ezeiza se efectuará un segundo análisis para quedar habilitados a entrenar en grupos tal como lo marca el protocolo de salud.

Gallardo comenzará los entrenamientos con el plantel distribuido en grupos en canchas y horarios diferentes al menos durante dos semanas, luego de las cuales si no surgen inconvenientes se podrá comenzar a practica con todo el grupo.

"Estamos expectantes sobre con qué nos vamos a encontrar. Esta situación es inédita y al no haber experiencias previas es todo una gran incógnita porque un jugador que estuvo parado cinco meses dentro de un grupo que siguió compitiendo se puede manejar, pero todo un plantel es algo imposible de prever", confió a Télam una fuente cerca al cuerpo técnico de Gallardo.

Por esta razón y ante la chance de lesiones o eventuales contagios, el "Muñeco" decidió que entrenará con una decena de juveniles de la división Reserva que seleccionó el mes pasado y que deberán someterse también a test de coronavirus antes de sumarse al plantel.

River tiene programado tres partidos de la Copa Libertadores consecutivos en la segunda quincena de septiembre, ante San Pablo y Binacional, en ambos casos de visitante, y frente a la Liga de Quito, de local.

El equipo de Gallardo cerrará su participación en el Grupo D el 20 de octubre como local ante San Pablo.

"Por ahora la cuarentena es obligatoria para los que viajan al exterior pero para la Copa Libertadores van a tener que cambiar las fechas o la reglamentación porque debemos jugar en una semana dos veces afuera, una en Brasil y la otra en Perú", subrayó a Télam una fuente de la Comisión Directiva riverplatense, mientras esperan que surjan novedades sobre esa situación puntual que deberá aclarar la Conmebol.

En cuanto a la localía, River deberá resolver donde jugará sus partidos ya que por una obra en el césped del campo de juego del estadio "Monumental" no se utilizará hasta el año que viene y la Conmebol no lo autoriza a jugar en su centro deportivo de Ezeiza, el River Camp, por temas relacionados con la iluminación y las transmisiones televisivas.

Para el torneo local, como se jugará sin público, ya están preparando el River Camp porque podría jugar los partidos en ese lugar y de día con luz natural, algo que la Comisión Directiva deslizó en los últimos días.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »